¿LA IM CANELONES PRETENDE ELIMINAR TODOS LOS LAGOS?

Así como los vecinos del Lago La Caleta hemos sufrido el relleno de 1 hectárea de lago, los vecinos de Parque Miramar se encuentran en una situación similar, y ahora, los vecinos del lago de Sudy o Punta Cala también se ven invadidos en su jardín con el relleno de “aproximadamente 50 camiones por día”.

¿Hasta donde piensan ir?

El argumento fácil de los “desarrolladores” o de los políticos que aprueban estas obras es que simplemente rellenan “un pedacito” para poder realizar un desarrollo inmobiliario. Pero así como hoy rellenan “ese pedacito” mañana rellenan otro, y así sucesivamente, hasta que los lagos de varias hectáreas que tenemos hoy en día se vean reducidos en simples tajamares.

Por si lo anterior fuera poco, la viabilidad de estos rellenos sienta un precedente que luego, ¿con que argumento defienden los nuevos propietarios de estos desarrollos construidos sobre relleno, cuando les toque a ellos mismos vivir esta invasión?

De la misma forma que hoy rellenan con el motivo de desarrollar, mañana le rellenan el frente a los mismos desarrollos que construyeron sobre relleno. Crean superficie donde no hay, generando propiedades que luego venden a monto “premium” por tener costa al lago, y en unos años, ¿quien les puede decir algo si le quitan lago a estos nuevos desarrollos?

No pueden ir haciendo lo que quieran. No pueden ir rellenando lagos y estropeando el ecosistema. Tierra para desarrollar sobra. No hace falta deshacer estos espejos de agua que tanto contribuyen a los barrios de Ciudad de la Costa, y luego caminamos abanderados del lema “Uruguay Natural”…